martes, 12 de diciembre de 2017

Fallece el hombre que fue atacado por llevar unos tirantes con la bandera de España


Ante la gravedad de los hechos acaecidos en Zaragoza, Movimiento contra la Intolerancia lamenta el fallecimiento de Víctor Laínez y expresa una vez más su rechazo a la violencia y su condena si finalmente se confirma que estamos ante un delito de odio motivado por la intolerancia ideológica.
  
Víctor Laínez tuvo la mala suerte de coincidir en un bar de la zona de Heroísmo con R. L. I., que iba con tres amigos (dos mujeres y un hombre), a los que, al parecer, no les gustaron los tirantes que llevaba con la bandera de España. Al parecer, tras criticarle por ese motivo y llamarle “facha”, luego lo esperaron en la calle y presuntamente R. L. I. le golpeó con una barra de hierro (o con un sillín de bicicleta) en la cabeza. 

Víctor Laínez cayó desplomado al suelo y aunque los equipos de emergencia trataron de reanimarle, ya no recuperó la consciencia. Los médicos le indujeron el coma para tratar de mejorar las lesiones cerebrales sufridas pero, finalmente, ha fallecido. 

Más información AQUÍ 

lunes, 11 de diciembre de 2017

Uno de cada diez jóvenes leoneses reconoce haber sufrido acoso escolar


Los resultados del estudio elaborado por la Consejería de Sanidad 'Sistema de vigilancia de los hábitos y estilos de vida en la población juvenil de la Comunidad Autónoma de Castilla y León' referentes al curso escolar 2015-2016 indican que los jóvenes dan un notable a su calidad de vida, además de aportar unos buenos indicadores de salud, si bien uno de cada diez reconoce haber sufrido acoso escolar en alguna ocasión.

Las mentiras y cotilleos son lo más frecuente -27 %-, seguido de burlas e insultoos -22,4 %-, comentarios sexuales -17,7 %- o aislamiento social -16,4 %-.

Más información AQUÍ 

El nazi que asesinó a Aitor Zabaleta disfruta del tercer grado penitenciario


Era un partido de fútbol. Nada más y nada menos que un partido de fútbol. Duraría 90 minutos, habría aplausos, quizás goles, seguramente alguna que otra falta. Y gritos, muchos gritos. Pero de aliento a tu equipo, no de dolor ni de espanto porque un nazi de 23 años haya decidido que este encuentro, correspondiente a los octavos de final de la UEFA, fuese el último de tu vida. Eso fue lo que le pasó a Aitor Zabaleta aquel 8 de diciembre de 1998 en las afueras del Vicente Calderón. Dentro, la Real Sociedad jugaba de visitante contra el Atlético de Madrid. Fuera, unos ultraderechistas se encargaron de arruinarlo todo. Absolutamente todo.

Casi 20 años más tarde, el nombre de Aitor Zabaleta sigue más vivo que nunca entre la afición de la Real Sociedad. Nunca lo olvidaron. Es imposible. Tenía 28 años, amaba a este equipo y solamente quería verle ganar. O perder. Daba igual. Pero quería entrar y salir del campo vivo, de la mano de su novia. Y aquella noche, aquella maldita noche, ni siquiera entró. Cuentan que los futbolistas de la Real se enteraron en el descanso que habían apuñalado a uno de los suyos. El partido siguió su curso. Acabó 4-1. Victoria de los colchoneros. Derrota de los txuri-urdin. Cuando el árbitro pitó el final, Aitor aún estaba con vida, peleando contra la muerte. A las tres de la mañana, su corazón dejó de latir. Nueve horas antes, ese mismo corazón había sido atravesado por una navaja de nueve centímetros.

El asesino se llamaba y se llama Ricardo Guerra Cuadrado. Por entonces era uno de los nazis que formaban parte de “Bastión”, un grupo ultraderechista que utilizaba el fútbol como excusa. Lo suyo, en realidad, era crear miedo y propagar el odio. O apuñalar a chavales indefensos. Ellos, los nazis, lo denominaban “cazar”. Aquella noche llegaron a increpar a un niño de seis años, simplemente porque era vasco y de la Real. Aitor salió en su defensa. Poco después, Guerra le clavó la navaja en el pecho. El joven donostiarra se desplomó cien metros más adelante, muy cerca de la puerta 6 del Calderón. “Vero, me estoy muriendo”, le dijo a su novia. Para Aitor, era el principio del fin. Para sus familiares, el comienzo de la pesadilla.

Un año y tres meses después, la Audiencia de Madrid condenó a Guerra a 17 años de cárcel por asesinato. Según señalaron fuentes judiciales a Público, posteriormente se produjo una “refundición de condena”, debido a que el ultra tenía pendientes otras causas. De hecho, la noche que apuñaló a Aitor disfrutaba de un permiso penitenciario. Entonces cumplía una condena en el centro de inserción social Victoria Kent por haber apuñalado a otro joven en una discoteca de Madrid en 1996. Cuando mató a Aitor estaba ya en tercer grado.

Más información AQUÍ

domingo, 10 de diciembre de 2017

La Agencia Europea de Derechos Fundamentales sugiere a la UE avanzar en derechos humanos

El informe 2017 de la Agencia Europea de Derechos Fundamentales (FRA, en sus siglas en inglés) se ha presentado en la Universidad Pontificia Comillas ICAI-ICADE en un seminario organizado conjuntamente con la Secretaría General de Inmigración y Emigración, que es el punto focal de la FRA en España.

Según el informe, persisten profundas brechas en la aplicación de los derechos fundamentales en Europa y se están acentuando en algunas áreas. Además, la FRA considera que la UE ha creado herramientas para mejorar la promoción y la protección de los derechos fundamentales, pero que resultaría beneficioso "examinar los derechos humanos, ponerles cara y aplicar los derechos sociales y económicos de una forma más coherente. Sin una cultura de derechos fundamentales firmemente integrada que aporte beneficios concretos, muchos ciudadanos de la UE no percibirán como suyos los valores de la Unión".

El informe, titulado "Entre las promesas y la realidad: una década de derechos fundamentales en la UE", en cuya elaboración ha participado por cuarto año consecutivo el Instituto Universitario de Estudios sobre Migraciones (IUEM) de la Universidad Pontificia Comillas ICAI-ICADE, es crítico en aspectos como igualdad y no discriminación; racismo, xenofobia e intolerancia; asilo, visados, migración, fronteras, integración o privacidad de datos.

Más información AQUÍ

10 DE DICIEMBRE: dia de los Derechos Humanos


10 diciembre: El Día de los Derechos Humanos


La Declaración Universal de los Derechos Humanos comienza su 70º aniversario

Defendamos la equidad, la justicia y la dignidad humana

El Día de los Derechos Humanos se celebra cada 10 de diciembre, coincidiendo con la fecha en que la Asamblea General adoptó la Declaración Universal de Derechos Humanos, en 1948. 

Para celebrar el que será el 70 aniversario el próximo año, la ONU lanza hoy una campaña con la que quieren destacar la trascendencia de este documento histórico, que proclamó los derechos inalienables inherentes a todos los seres humanos, sin importar su raza, color, religión, sexo, idioma, opiniones políticas o de otra índole, origen nacional o social, propiedades, lugar de nacimiento ni ninguna otra condición.


Más información AQUÍ

sábado, 9 de diciembre de 2017

El auge de la extrema derecha, principal amenaza a los derechos humanos, según Movimiento contra la Intolerancia



Este domingo se celebra el Día Internacional de los Derechos Humanos, una jornada en la que Movimiento contra la Intolerancia pone especial énfasis en la concienciación y en la lucha contra las amenazas a la protección de los derechos reconcidos en la Declaración de Derechos Humanos de la ONU.

Su coordinador en Valencia, Ángel Galán, insiste en una entrevista en la Cadena Ser en la necesidad de señalar a los estados que incumplen este catálogo de derechos, pues, dice, "cuando menos se habla de ello, más jóvenes desconocen que esta Declaración existe siquiera, con la finalidad de proteger a los ciudadanos en su dignidad". Por ello, entre las actividades previstas para esta semana, se incluyen algunas en centros escolares con el fin de "educar para la tolerancia".

Y es que el panorama ha empeorado, sin duda, según Galán. Como muestra de ello, se refiere a las agresiones por parte de miembros de grupos de extrema derecha en la manifestación del 9 d'Octubre en Valencia. Una manifestación en la que, denuncia, no se contó con la debida actuación de protección policial. No es casual, dice, que los agresores tuvieran antecedentes en muchso casos, y que pertenecieran a organizaciones de extrema derecha. Un sector que, lamenta, está muy enraizado en la Comunitat Valenciana.

Movimiento Contra la Intolerancia maneja datos de delitos de odio en 2015, cuando ascendieron a unos 123 hechos registrados, y trabaja ya con los de 2016, cuando Galán pronostica que el aumento será considerable. Asegura que el número de delitos de odio crecerá especialmente cuando tengan disponibles las cifras para 2017. Lo peor, que estas cifras son solo "la punta del iceberg". Cientos de delitos quedan impunes cada año y muchos de los cuales ni siquiera se denuncian.

Escucha la entrevista con el coordinador de Movimiento contra la Intolerancia en Valencia, Ángel Galán AQUÍ